Autónomos al Congreso


Al amparo de la grave crisis económica que estamos sufriendo ha nacido un nuevo partido político “ Autónomos al Congreso” https://autonomosalcongreso.es/


Es pronto para darle expectativas de éxito electoral, pero su presencia e inscripción en el registro de partidos con alcance nacional ya puede dar una idea del nivel de hartazgo que sufre la ciudadanía.


En España había hasta hace poco más de tres millones y medio de autónomos (3. 700.000), pero medio millón se ha perdido con la crisis. Nadie se acuerda de ellos. Están completamente desprotegidos. Es paradójico que con lo numeroso que es este colectivo haya sufrido desde siempre un abandono por parte de todos los partidos políticos. Los autónomos no tienen prestación de desempleo, tienen que abonar todos los meses unas cantidades fijas a la Seguridad Social, llueva o haga sol. sean actividad esencial o se la hayan denegado sin aval científico. Han estado siempre abandonados desde la administración.


¿Qué piden? Pues propuestas justas y de sentido común. Lo que vienen reivindicando desde hace décadas;


Ampliación de la cobertura de baja maternal, posibilidad de acogerse a baja parental, revisión de las pensiones, cuota cero “o” para ingresos “cero”, reducción del tipo general de impuesto de sociedades, distinción entre patrimonio personal y profesional, una mayor persecución de la economía sumergida que tanto daño hace a este colectivo honesto y trabajador.


El otro día el Presidente Sánchez anunció un Plan de ayudas de 11.000 millones de euros. Ya veremos cómo se gestiona, sabemos que al Presidente le gusta mucho los anuncios “fantasmas”. Según el colectivo, no cubrirá ni el 50% de las pérdidas que han sufrido durante la crisis sanitaria. A los que no han podido subsistir un año de restricciones y cierres ya les da igual. Hay un 40% de autónomos que ya no tienen liquidez. Las medidas llegan tarde, como siempre. Pero para los sindicatos que aportan mucho PIB (ironía) si hay un incremento del 50 % de las subvenciones públicas. Así gestionan, sin despeinarse. Pero la culpa no es del gobierno que implementa una política pública ideológica en circunstancias de excepcionalidad sino de la oposición que no está a la altura y de los ciudadanos que aguantan estas tropelías sentados en el sofá sin protestar.


Algunos partidos nacionales defienden los intereses de grandes empresas y multinacionales, otros partidos del espectro antisistema defienden a los gamberros y a los okupas, pero nadie se encarga de apoyar las necesidades de los que cada mañana se las ven y se las desean para aportar PIB a este país. Son los ninguneados de la Administración. Es paradójico, pero es el mundo al revés. Ante tanta desidia, los autónomos se han organizado en partidos político. Si Teruel Existe, consiguió su representación en el Congreso y Senado, también los autónomos pueden tener recorrido. La situación política está tan polarizada que otras opciones partidistas pueden ser tan interesantes como inteligentes.

Artículo publicado en Esdiario

Victoria Rodríguez Blanco


Jurista y Politóloga.

Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.